Historia del plato

Si bien la historia del Barreado se encuentra algo difusa debido al paso de los años ―algo bastante normal en el tipo de platos verdaderamente antiguos―. Los historiadores, quienes jamás dejan orígenes sin resolver, proponen teorías.

Pero no son teorías que se inventan o que para ellos tengan sentido porque lo imaginan de ese modo; sino, que se basan en otros registros, para esclarecer los vacíos de la historia.

Entonces, la teoría planteada para explicar el surgimiento del Barreado, nos lleva a las islas Azores, donde un plato muy similar, tenía participación en medio de uno de los rituales que se practicaban en el lugar.

Ahora bien, expertos señalan que no es hasta que los portugueses intervienen, que obtenemos el plato conocido hoy en día. Pues cuando estos llegan a Brasil, traían consigo varios platos a los cuales les añadieron ingredientes brasileros.

Siendo de ese modo que se crearía el Barreado, como una concepción de un choque cultural, cuya receta sirvió como herencia para todas las generaciones futuras.

Y aún el día de hoy, permanece presente en los corazones y mesas de Brasil.

Curiosidades

A este plato también se le conoce como «carne barreada».

Su peculiar nombre es debido a la manera en la cual se prepara, pues requiere de un panel de barro, en el cual se coloca la mezcla, cuyos ingredientes base son la carne y la harina de Mandioca.

Otros ingredientes que comúnmente se le añaden, es el tocino, banana, arroz, naranja, cebolla, pimentón, tomate y ajo.

Los paranaenses preparan este plato con mayor frecuencia que otras poblaciones.